Norcorea amenaza con “reducir a cenizas” a EUA y “hundir” a Japón

Dicha amenaza fue emitida por el Comité de Paz Asia-Pacífico, que se encarga de lazos externos y propaganda, a través de la Agencia Central de Noticias de Corea (KCNA, por sus siglas en inglés), es a días de que el Consejo de Seguridad aprobó la Resolución 2375, que prevé mayores sanciones a Norcorea.
A través de una declaración, el organismo, encargado de los lazos externos y la propaganda de Corea del Norte, condenó la Resolución del Consejo de Seguridad, calificó como «una herramienta del mal» de países «sobornados por el dinero», que se mueven a la orden de Estados Unidos.
«Vamos a reducir a Estados Unidos en cenizas y las tinieblas. Vamos a ventilar nuestro pesar con la movilización de todos los medios de represalia, que ahora se están preparando», subrayó.
La declaración oficial del Comité norcoreano también advirtió que Japón va a «bailar con la melodía» de Estados Unidos y se refirió a Corea del Sur como «traidor” y un perro» del gobierno estadunidense.
«Las cuatro islas del archipiélago deben ser hundidas en el mar por la bomba nuclear de Juche. Japón ya no es necesario que exista cerca de nosotros», subrayó, de acuerdo con información de la edición electrónica del diario The Japan Times.
En este sentido el Comité afirmó que Estados Unidos fue el «principal culpable de preparar» la resolución de las nuevas sanciones económicas contra Corea del Norte, por los que será «golpeado hasta la muerte como un perro rabioso.»
La declaración enfatiza que el Ejército y el pueblo de Corea del Norte exigen por unanimidad castigar a los «Japos» y «Yanquis», términos usados por Corea del Norte para referirse a japoneses y los estadunidenses.
La adopción de la atroz resolución de sanciones’ fortalece nuestra fe sobre que debemos depender sólo de nuestra fuerza nucleara refiere la declaración, subrayando la voluntad del régimen de acelerar y desarrollar más misiles nucleares.
Cabe señalar que el Consejo de Seguridad aprobó el lunes pasado por unanimidad la Resolución 2375, que congela las importaciones norcoreanas de petróleo crudo en los niveles actuales, de cuatro millones de barriles al año, y limita las importaciones de productos refinados del petróleo a dos millones de barriles al año, casi la mitad del nivel actual.
Asimismo, prohíbe la exportación de textiles norcoreanos, una de las principales fuentes de ingresos del régimen norcoreano, y restringe el permiso de trabajadores norcoreanos en el extranjero, que generan ingresos de más de 500 millones de dólares anuales.
La nueva Resolución del Consejo de Seguridad también prohíbe las importaciones norcoreanas de gas natural licuado y condensado, así como la creación de empresas conjuntas de extranjeros con ciudadanos o entidades norcoreanas, entre otras duras medidas.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Leave a comment
scroll to top