EL BALNEARIO AGUA HEDIONDA, EN RIESGO DE DESAPARECER