Tres entidades de EUA cancelaron envíos de Guardia Nacional a frontera sur

Los gobernadores de tres entidades decidieron cancelar su cooperación con la Casa Blanca de enviar miembros de la Guardia Nacional a la frontera con México, rechazando así la política del presidente Donald Trump de separar a las familias migrantes que intentan ingresar al país.
Autoridades de Nueva York, Colorado y Massachusetts difundieron su negativa a enviar tropas estatales a la frontera.
El gobernador republicano de Massachusetts, Charlie Baker, ya había acordado desplegar un helicóptero UH-72 Lakota y dos analistas militares a la frontera, donde operarían con miembros de la Guardia Nacional de Arizona y Nuevo México.
La actividad debía tener lugar antes de que concluyera este mes, pero Baker anuncio que la Guardia Nacional de Massachusetts no será desplegada a la frontera.
Baker calificó la política de separar a niños de sus padres migrantes en la frontera cómo «cruel e inhumana».
Cabe señalar que la resistencia a la política de Trump ha aumentado en los últimos días, impulsada en parte por las fotografías y el audio de los centros de detención que pasan al dominio público.
«Frente a esta tragedia en curso, permítanme ser muy claro: Nueva York no será parte de este tratamiento inhumano de las familias inmigrantes”. Anunció Andrew Cuomo, gobernador demócrata de Nueva York.
«No desplegaremos a la Guardia Nacional en la frontera, y no seremos cómplices de una agenda política que gobierna por miedo y división», anotó.
Cuomo llamó al Inspector General en funciones del Departamento de Seguridad Nacional (DHS) para que investigue las tácticas «ilegales y discriminatorias» de la Oficina de Inmigración y Aduanas (ICE) para «contarnos lo que está haciendo su oficina sobre el asalto a familias inmigrantes a lo largo de nuestra frontera».
Por su parte el gobernador demócrata de Colorado, John Hickenlooper, emitió una orden ejecutiva para prohibir el uso de recursos estatales para colaborar en la separación de las familias inmigrantes.
“Expido esta orden ejecutiva para prohibir que cualquier agencia estatal use recursos estatales con el propósito de separar a cualquier niño de su padre o tutor legal sobre la base de que dicho padre o tutor legal está presente en Estados Unidos en violación de las leyes federales de inmigración», explicó Hickenlooper.
En una declaración adicional, el gobernador pidió a la administración Trump que revierta la práctica de la separación familiar.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Leave a comment
scroll to top