Morelos Salud

Regresan funcionarios implicados con robo de vacunas al ISSTE

 

Armando Ramírez Saldivar, principal sospechoso de la desaparición de vacunas contra COVID-19, está de regreso en el ISSSTE Morelos, luego del escándalo generado por el extravío de 20 vacunas contra la COVID-19, y la aplicación del biológico a familiares.

 

El Órgano Interno de Control del ISSSTE determinó que la sanción sería la suspensión para los funcionarios del instituto que incurrieron en abuso de poder y delito de robo.

 

Armando Ramírez Saldivar, jefe de Atención Médica del ISSSTE, Daniel Boyas Arroyo, subdelegado médico del ISSSTE y una enfermera de la Clínica Hospital Rafael Barba Ocampo de Cuautla, fueron cesados durante varios meses mientras la investigación sobre su presunta participación en este hecho, se desarrollaba.

 

Lo anterior, luego de que se registrara el robo de 20 dosis de vacuna contra el COVID que serían aplicadas a adultos mayores, durante el momento más complicado de la pandemia.

 

En un hecho igualmente irregular, en Cuautla, los funcionarios permitieron la aplicación de la vacuna a familiares que fueron i debidamente registrados como trabajadores del nosocomio.

 

A pesar de la gravedad del tema, el ISSSTE ha determinado calificar de improcedentes las acusaciones y reintegrar a sus espacios a los anteriormente referidos, a pesar de contar con todos los elementos para sancionarlos enérgicamente.

 

Hoy se reintegra oficialmente Armando Ramírez Saldívar como jefe de Atención Médica, a pesar de tener en su contra diversas acusaciones de maltrato laboral y despotismo.

You may also like